“MEJOR NO PODRÍA ESTAR”

Con 68 años recién cumplidos y a una década del debut en su etapa más gloriosa como técnico de Lanús, Ramón Cabrero es un agradecido a la vida que lleva dentro del club. “Agradezco estar en mi barrio, con mi familia y en una institución que me da muchas posibilidades. Siempre se ha portado muy bien conmigo. Estoy contenido y con trabajo. Eso es impagable a una cierta edad”, rescata el padre de la criatura, que desde su conducción tocó el cielo con las manos en el Torneo Apertura 2007.

ramon 3

El 13 de noviembre debería ser el día del maestro en Lanús. Gran parte de su rico presente futbolístico se lo debe a él, sabio padre de una criatura en constante crecimiento. Ramón Cabrero, de recientes 68 años, despierta amor y endiosamiento cuando uno cruza la barrera que marca el ingreso al Polideportivo de Arias y Guidi. Es tal el reconocimiento que el pasaje principal lleva su nombre. ¿Cuántos se pueden dar el lujo de disfrutarlo en vida? Muy pocos, seguramente.

El segundo período de Cabrero con el buzo de entrenador granate, aunque siempre lucía la chomba color salmón, “la única cábala que tuve”, puso primera un 13 de noviembre, claro. Fecha 14 del Apertura 2005. ¿El rival? Newell’s, en la Fortaleza del Sur bonaerense. Su equipo perdía y Rodrigo Archubi lo igualó en el complemento con un tremendo zapatazo que quebró la resistencia del paraguayo Justo Villar. Ese empate 1 a 1 sería el inicio de las páginas doradas en la historia ya centenaria de Lanús. Un subcampeonato y la primera estrella en la máxima división del fútbol argentino representan logros de su propiedad. Pero no fue sólo eso: Ramón marcó el camino de grandeza a seguir. Es el mentor de una década ganada.

cabrero

  • El recuerdo de ese 13 de noviembre

“Me acuerdo perfectamente de ese partido con Newell’s (1-1). Estábamos perdiendo 1 a 0 y el equipo no estaba bien… Recuerdo que lo empató el ‘Flaco’ Archubi con un tiro desde lejos, entrando como carrillero por derecha. El arquero era Villar, que casi la saca. Fue un momento que agarramos en una transición con Luis (Zubeldía, su ayudante de campo). Y de entrada empezamos a poner algunos chicos. Ese día, por ejemplo, lo saqué a Marini y jugó Valeri. Confíábamos plenamente en varios jugadores jóvenes que tenía Lanús. En esos seis partidos que estuvimos hasta el final del campeonato, se consolidaron dos o tres de ellos en sus puestos”.

  • En qué condiciones asumió la conducción técnica

“Yo dudé después de agarrar el equipo, no en ese momento. Nos reunimos en la casa de Nicolás Russo (vicepresidente en ese entonces), la misma noche de la derrota con River (4-1 en el Monumental, que finalizó el ciclo de Néstor Gorosito). Estaba trabajando en la Cuarta División y me pidió si podía asumir el cargo hasta fin de año. Lógicamente le dije que sí, porque era un empleado del club. Cuando terminó el torneo, entré en la duda de seguir. No tenía tantas ganas de dirigir en Primera… Hablé mucho con el ‘Panadero’ Díaz, que es mi amigo y me convenció. La verdad es que mi familia no quería saber mucho sobre este tema… Por suerte Dios me iluminó y acepté”.

“Acá viví una de las cosas más importantes, tanto en mi carrera deportiva como en la vida. Fue una buena etapa en general. En Lanús me pasó lo mejor como técnico, sin dudas”.

ramon 1

  • El motivo que lo alejó del fútbol

“Antes de esta etapa había dirigido 12 o 13 años en Primera B y Nacional B, en varios equipos distintos. Después estuve casi una década sin trabajar en el fútbol. Esa transición se dio porque abrí un negocio de ropa con mi señora y mi cuñada en la Avenida 9 de Julio (estación de Lanús Este). Empecé a atenderlo y me fui quedando, dejando lo mio de lado. Y cuando te querés acordar, en esta profesión desaparecés y te borran del mapa. Si bien había salido campeón con Sportivo Italiano y estuve en Colón, no era un técnico conocido en la división”.

  • La vuelta al ruedo en Lanús

“Volví al club a dirigir en inferiores. Sinceramente no lo conocía personalmente a ‘Nicola’ (apodo de Russo), sólo de vista. Un amigo le comentó que yo tenía ganas de trabajar en las juveniles y él me citó a una reunión. Hablamos en su almacén de la calle Ferré y le aclaré que no quería sacarle el trabajo a nadie. El día que haya un lugar, me gustaría ser tenido en cuenta. No me importaba la plata, sino volver a trabajar cuanto antes. A los ocho o nueve meses me llamó y así empecé”.

cabrero con zubeldia 2

  • La dupla técnica con Zubeldía

“Al principio era algo nuevo después de tanto tiempo sin dirigir, pero tenía experiencia y conocía cómo era el manejo del vestuario y los jugadores. Una de las cosas más importantes que me sucedió fue haber trabajado con Luis, quien había sido compañero de muchos de los chicos. Era un cuerpo técnico bien balanceado. En Europa, Brasil y también en muchos seleccionados, ocurre que hay entrenadores de avanzada edad, entre 55 y 65 años. Entonces es fundamental tener a ayudantes jóvenes. Creo que nosotros hicimos un buen complemento y tuvimos la gran ventaja de conocer a casi todos los jugadores que teníamos en inferiores. Sabía cómo jugaban Valeri, Archubi, Leto, Pelletieri. Los conocía a todos y eso nos ayudó”.

“Un día le dije a Luis (Zubeldía) que Lanús estaba para hacer 24 o 25 puntos en esa época, que no era una mala campaña. Pero con esa camada de juveniles que asomaban, creía que podíamos aspirar a más. Con el tiempo me di cuenta que no era tan fácil lo que yo pensaba. De hecho, en el primer semestre del 2006 nos costó bastante. Y consolidar a los chicos, también”.

hgfhfgh

  • El momento de quiebre y la ilusión que asomaba

“El cambio se vio en el segundo semestre del 2006. Ahí aparecieron el ‘Flaco’ Leto y Archubi en buen nivel, al igual que ‘Marquitos’ Aguirre y tantos otros. En ese campeonato formamos un muy buen equipo y terminamos subcampeones. Todavía no habían debutado Blanco ni el ‘Laucha’ (Acosta), pero ya se veía que podíamos lograr grandes cosas. Jugábamos bien, con muchos jugadores jóvenes de buen pie que salían a jugar de la misma forma en cualquiera cancha. Las expectativas ya eran altas en 2007 y tuvimos la fortuna de poder sumarle tres o cuatro futbolistas de jerarquía. Lo que hicimos en ese año fue brillante”.

  • La experiencia de competir a nivel internacional

“Para nosotros era una novedad total jugar una copa. Y un peso también… De hecho, le ganamos 2 a 0 al Vasco Da
Gama de local y después perdimos 3 a 0 un partido increíble en Brasil. Gracias a Dios, eso nos dio la tranquilidad de dedicarnos al campeonato. Sinceramente no esperábamos la levantada que tuvimos en ese torneo, tras un golpe tan duro y estando a nueve o diez puntos del primero. Le ganamos un partido dividido a Arsenal y construimos una campaña impresionante. Levantamos en el juego y conseguimos los resultados de un equipo campeón”.

  • Cambio en la rutina y una prenda inseparable

“Como vivo en Lanús, durante las últimas fechas traté de alejarme de los lugares a los que iba habitualmente. Me veía igual con mis dos o tres mejores amigos, pero es natural que uno mismo se aisle en esa situación. La única cábala que siempre tuve fue la chomba. Esa tontería que tenemos algunos técnicos, je”.

cabrero en la bombonera

  • El Apertura 2007, como tocar el cielo con las manos

“Tuvimos la gran ventaja que peléabamos el título con Tigre; que no estén Boca ni River en el medio era un alivio. El partido que viví con más intensidad fue contra Gimnasia, en la anteúltima fecha. Recuerdo que, unas horas antes, Tigre se lo dio vuelta a Boca y nos metió mucha presión. Entramos al vestuario con unos nervios tremendos. Uno ya se sentía campeón y los primeros 30 minutos fuimos un desastre. Después tuvimos la suerte de ganar 4 a 0 en un partido muy bueno y definimos en la cancha de Boca con una ventaja importante a favor nuestro”.

  • El cariño eterno de la gente

“Yo crecí en Lanús. Desde que vine de España a los cinco años, viví acá hasta que me fui un tiempo a jugar y volví para quedarme. Siempre dije que salir campeón con Lanús no era lo mismo que lograrlo en Atlético Madrid o River, por ejemplo. Es totalmente distinto. La frase más acertada se la escuché decir al ‘Flaco’ Menotti cuando declaró que no hay cosa más linda que salir campeón con el equipo del barrio. Y me parece que es verdad eso. Yo lo siento así día a día. La gente tiene un cariño especial y me siento reconocido ocho años después. Eso es impagable. No puedo creer cuando me piden una foto o me dicen cosas como que hago feliz a un familiar. Incluso gente grande como yo. A veces uno toma la verdadera dimensión que tiene, pero la verdad que me hacen muy feliz”.

ramon 111

  • Su función actual como coordinador de las juveniles

“Mi trabajo específico en el club es ser un nexo entre Primera a inferiores. Veo los partidos todos los sábados en la cancha auxiliar, observo a los jugadores y les comento a los técnicos de Primera quiénes creo que tienen condiciones y pueden llevar a una pretemporada. Es algo que a mí me gusta y que suma para el cuerpo técnico. En esto hay mucho margen de error y uno se equivoca bastante”.

  • Las ofertas que rechazó y su negación a otra etapa en Lanús

“Yo mismo me alejé de la dirección técnica. Hace tres años tuve la posibilidad de ir a México, volver a Colombia e incluso dirigir acá en varios equipos. La verdad es que en el fútbol argentino siempre puse condiciones para decir ‘así no’. Cuando me fui de Lanús estuve a punto de dirigir en Estudiantes, Racing y Newell’s, sobre todo, porque me daba lo que yo quería. Después eligieron a Sensini y no me arrepiento para nada de haberme manejado así. Lo único que no quería era volver a dirigir Lanús. Prefería quedarme con esta imagen que la gente tiene hoy de mí. Nunca se me pasó por la cabeza; Nicolás Russo y Alejandro Marón lo saben”.

  • El paso por Atlético Nacional de Medellín

“Fue una experiencia muy buena. Estuve en un club brillante, con todas las posibilidades que te da una institución grande que hace las cosas bien. Quizás me agarró en una etapa de mi vida que estaba más para quedarme en Lanús que ir a Colombia”.

cabrero-con-guille

  • La renovación de Guillermo Barros Schelotto

“Hace un tiempo, antes de quedar eliminados de la Sudamericana, le comenté a Alejandro (Marón) que se podría ir pensando en renovarle a los mellizos. Y él me dijo que ya había hablado con ellos. Después de eso lo conversé con Guillermo y me hizo saber que está conforme acá. Tiene ganas de quedarse. Y a nosotros es lo mejor que nos podría pasar. Es romper el molde de lo que acostumbra al fútbol argentino de no tener continuidad en los proyectos”.

  • Los contratiempos del último año

“Nos quedamos sin equipo durante al menos tres meses. Incluso le comenté en un momento a Guillermo que vaya a una conferencia de prensa y pida que necesitaba jugadores. Cuando se lesionaron el Flaco Leto y Braghieri, sumado a que se fueron delanteros importantes como Romero y Silva, un día le dije que iba a tener que jugar yo. Hasta en ese sentido es una persona excelente. Siempre se manejó con un plantel donde había seis o siete chicos en el banco de suplentes. No tengo dudas que su cuerpo técnico va a tener un vuelo muy alto, pero estoy convencido que en Argentina están conformes de dirigir a Lanús”.

  • Los mellizos, la garantía de un plan a largo plazo

“El desgaste existe en Argentina, pero Lanús es un club atípico. Ellos siguieron el proyecto de siete años que construimos con Luis (Zubeldía) y ‘Chucho’ (por Schurrer), basado en priorizar a los juveniles de inferiores. Además son dos muchachos que nos hicieron ganar un montón de dinero. En tres años habrán vendido jugadores por 35 millones de dólares y compraron por 15. Fueron campeones de una Copa Sudamericana y, salvo este campeonato, Lanús siempre ha sido protagonista. Y encima juega bien, no es un equipo que saca puntos sin merecerlo. Es muy difícil contratar un técnico que se adapte tan rápido a tu proyecto y le haga ganar plata al club. Si estuviese en el lugar de dirigente, pondría los números sobre la mesa y pediría que alguien me los pueda rebatir. No hay que caer en el error de guiarse por un resultado o una mala campaña”.

WP_20151009_13_44_39_Pro

Hoy, a diez años del puntapié a su etapa más gloriosa como técnico, el Gallego no puede disimular la felicidad que lo embarga. Es coordinador general del fútbol juvenil y un nexo con el cuerpo técnico que conducen los mellizos Barros Schelotto. “Agradezco estar en mi barrio, con mi familia y en un club que me da muchas posibilidades. Siempre se ha portado muy bien conmigo. Estoy contenido y con trabajo. Eso es impagable a una cierta edad en la vida. Mejor no podría estar”, reconoce con la sonrisa de un chico que recibe su golosina tan preciada. Lanús es su lugar en el mundo. Y nadie lo puede negar.

COMENTARIOS

0 comentarios

  1. A este tipo de referentes hay que escuchar cuando se transitan momentos complejos como el actual. En este caso en relación a los mellizos. Al margen que yo comparta lo que dice, creo que pesa más su análisis que el de todos los que en este foto piden que guillermo se vaya. Por suerte lo tenemos a Ramón para cuidarnos un poco.

  2. Gracias MAESTRO, el pueblo granate te adora y te deseamos siempre lo mejor.,Tenes sangre granate y sos un idolo de nuestro club , creo no equivocarme pero el número UNO en estos 100 años de vida de nuestra Institución . Gracias Ramón por todo lo que nos das en favor del Grana ¡¡¡ Una escuela de buen futbol!!!!

  3. Querido Ramon y te conozco de pibe, te vi jugar en aquel equipio maravilloso y vos jugabas de enganche aquel nro 8 que la traia atada, tenias una personalidad parecida al gran Diego, no me puedo olvidar de vos, soy mayor que vos por 4 años , y creo que sos un ejemplo para muchos que no te vieron jugar como te vi yo desde la tribuna de madera, sos un IDOLO con mayusculas, lastima que opinas bien de Nicolas Russo , al que conoci creo que antes que vos, No podes ni mencionarlo, hacelo unicamente por tu decision personal de convencimiento de haber dirigido a nuestro querido Lanus, tengo una firma tuya de recuerdo cuando salimos campeones…Pero no lo menciones mas a ese sinverguenza que se hizo de mucho dinero a costa de las ventas de los jugadores, en cambio vos una persona honesta y con codigos lo sabes pero no poder levantar la perdiz, te envio desde la distancia un fuerte abrazo quien te admiro no solo como jugador sino como ser humano , Gracias , Ramon por lo que diste y lo que todavia podes aportar de tu conocimiento sobre impulsar jugadores de las inferiores,,GRANDE RAMON …….

  4. Ramón,…!!!
    Sos un grande con mayúscula,..gracias maestro..tenia miedo de morir sin ver al Grana campeón,..gracias, gracias, gracias ….!!!
    PD: tengo 78 años y lo ve al grana desde los 10 años , con mas de sesenta de socio

  5. Si lo dice Ramón los mellizos deben quedar , son garantía de la continuidad del proyecto futbolistico que nació con él. Además siempre dejan todo, equivocados o no, los mellizos son capaces laburadores y honestos
    Con ellos estuvimos siempre arriba, este año vino mal barajado pero creo que volveran a protagonizar en Lanús los campeonatos nacionales e internacionales como en los ultimos siete años
    Grande Maestro Ramón !!!

  6. MUCHAS FELICIDADES EN UN NUEVO CUMPLEAÑOS DE NUESTRO QUERIDO MAESTRO RAMON!!! DIFICIL NO SE PIENTE UN LAGRIMON ES EN LO UNICO QUE NOS PONEMOS DE ACUERDO TODOS LOS GRANATES, UD . FUE UN VISIONARIO QUE VIO UN PROYECTO APOYANDOSE EN SUS INFERIORES, QUE NOS HAN LLEVADO A LO MAS ALTO DEL FUTBOL ARGENTINO, QUE MAS PUEDE DECIRLE UN HINCHA FANATICO DEL GRANATE, GRACIAS GRACIAS GRACIAS ETERNAMENTE GRACIAS, Y LASTIMA QUE NO AGARRA LA PRIMERA UD. PORQUE HEMOS PERDIDO IDENTIDAD EN EL JUEGO, SALUTE Y MUICHAS FELICIDADES PARA UD. Y SU PRECIADA FAMILIA!!!

  7. Simplemente gracias RAMÓN, me emociono cada vez que leo algo tuyo (debe ser que me estoy poniendo viejo) pero no te das una idea lo feliz que hiciste a la gente de LANÚS. Abrazo grande Maestro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

POSICIONES

¿Y si pegan la vuelta? Lanús avanza por Salvio e Izquierdoz

Ambos suenan firmemente para regresar al club en lo inmediato. Mientras que por el Cali hubo nueva reunión con su representante, la novedad fue la visita del Toto a La Fortaleza en la previa del partido de Reserva. “Es una posibilidad”, expresó el propio jugador antes de retirarse de Cabrero y Guidi. 

Leer Más

Somos sitio recomendado por

NOS APOYAN: